Plataforma vecinal y NO política para reivindicar la paralización de los Proyectos de extracción de Tierras Raras en la provincia de Ciudad Real

Amenazan nuestra tierra, amenazan nuestra forma de vida, nuestra agua, nuestro patrimonio sociocultural, personal y sobretodo la BIODIVERSIDAD de TODA Castilla-La Mancha.

La tierra en que vivimos ES UN PRÉSTAMO para la vida de futuras generaciones, tenemos la OBLIGACIÓN DE CUIDARLA. ¡ SI A LA TIERRA VIVA ¡ #NoaLaMina

¡REACCIONA, TU ENTORNO ESTA AMENAZADO¡

Hazte Soci@ o Voluntari@ de la Plataforma SI A LA TIERRA VIVA. Toda ayuda es bienvenida. Defiende esta Tierra; defiende su Futuro. Más información

Actualidad/Última hora...

Vamos a ir publicando diversos informes que técnicos en distintos campos nos han hecho llegar con razones para detener el proyecto minero de tierras raras en el Campo de Montiel

CONTAMOS CON VOSOTROS Y VOSOTRAS PARA SEGUIR LUCHANDO CONTRA LA MINA.

¡NO A LA MINA DE TIERRAS RARAS¡

¡SI A LA TIERRA VIVA¡



martes, 23 de mayo de 2017

Miles de personas, y 400 tractores marchan contra el proyecto de minería de tierras raras en Torrenueva (Ciudad Real)


Unas 4.500 personas acompañadas de unos 400 tractores, según los organizadores, han marcado este domingo en Torrenueva (Ciudad Real) en contra del proyecto de tierra raras que la empresa Quantum Minería quiere llevar a cabo en la comarca del Campo de Montiel.

Unas 4.500 personas acompañadas de unos 400 tractores, acompañadas por tractores y jinetes con caballos, se han manifestado este domingo en Torrenueva (Ciudad Real) para rechazar los proyectos de minería de tierras raras que la empresa Quantum Minería quiere llevar a cabo en la comarca del Campo de Montiel.en la comarca del Campo de Montiel, porque consideran que «cercenan» su futuro.

Entre vecinos del Campo de Montiel e integrantes de asociaciones ecologistas, culturales, de cazadores, organizaciones agrarias y entidades agroalimentarias, entre otros colectivos. La marcha, que se ha iniciado en la explanada de Los Silos y que ha finalizado dos horas y media más tarde en la plaza de Torrenueva, ha estado encabezada por una gran pancarta con el lema: «Por una provincia de Ciudad Real sin tierras raras» Ésta ha sido también la consigna más coreada por los manifestantes, así como el eslogan «No a la mina, sí a la tierra viva»

La protesta ciudadana ha acabado con la lectura de un manifiesto, en el que se denuncia que ninguna de las dos resoluciones de las Cortes de Castilla-La Mancha en relación a este proyecto han sido atendidas por el Gobierno regional.

Según ha explicado el presidente y portavoz de la Plataforma Sí a la Tierra Viva, Luis Manuel Ginés, a la manifestación, que ha calificado como un "éxito" y que se ha desarrollado ningún tipo de incidente, se han sumado asociaciones vecinales, asociaciones de padres y madres, asociaciones agrarias, ecologistas y numerosos vecinos de los pueblos de la zona.
Ginés ha indicado que en la protesta, la segunda tras la celebrada hace justo un año, se ha pedido al Gobierno regional que pase de "las palabras a los hechos" y que, si está en contra del proyecto, que tome la decisión de paralizarlo definitivamente. Ha añadido que está demostrado que el proyecto es "inviable" desde el punto de vista técnico y rechazable desde el punto de vista social y medioambiental.

En este sentido, ha recordado que el principal problema que generaría este proyecto sería el excesivo consumo de agua, más en una época en que la sequía está afectando de manera más importante.

El presidente de la Plataforma ha recordado que las Cortes de Castilla-La Mancha ya han mostrado en dos ocasiones el rechazo a este proyecto y ha pedido al Gobierno castellano-manchego que haga caso tanto a los representantes de los ciudadanos como a los propios vecinos de la zona, que están demostrado su oposición públicamente.


400 hombres y mujeres no deciden por capricho y por segunda vez sacar los tractores a la calle. La inversión en maquinaria de estos agricultores supera a las de varias empresas mineras. También la riqueza y el empleo que generan.
Según algunos de los manifestantes, “tenemos cinco denominaciones de origen, tenemos que protegerlas como si fueran nuestros hijos“. Se refieren a productos agroalimentarios y también a la biodiversidad, ya que creen que la mina “amenaza especies únicas y en peligro de extinción como el águila imperial, el lince ibérico que ya se ha establecido aquí permanentemente”.

Decir no a la minería de tierras raras, en su opinión, es defender el desarrollo sostenible: “una economía puntual que beneficia a unos cuantos frente a una economía sostenible a largo plazo que mantiene una población grande”.

Al final de la manifestación se leyo un manifiesto y se dio voz al resto de entidades convocantes.


Compartir en:

0 comentarios :

Publicar un comentario